Muelas del juicio: ¿Por qué tu las tienes y a otros no les salen?

¿Alguna vez te has parado a contar cuántos dientes tienes? ¿Sabrías decir la respuesta sin tener que abrir la boca delante del espejo? La mayoría de adultos llegamos a la adolescencia con 32 dientes, (8 incisivos, 4 caninos, 8 premolares y 12 molares (incluyendo las 4 muelas del juicio). Pero también hay personas que sólo tienen 28, porque las muelas del juicio -también llamadas tercer molar- nunca les llegan a salir.  Hay personas que pasan por extracciones de muela que les dejan un poco adoloridos durante días, otros que simplemente las tienen y no se las tienen que sacar, y otros que simplemente, nunca tendrán muelas del juicio. ¿Cómo puede ser? ¿De qué depende todo esto? ¿Que síntomas notamos cuando nos salen las muelas del juicio y cuáles indican que nos las tendríamos que sacar? Empecemos por el principio:

¿Para qué sirven las muelas del juicio?

Obviamente, las muelas del juicio sirven para masticar igual que cualquier otra muela. Nuestros ancestros comían alimentos más duros, como carne cruda, que precisaban de fuertes muelas para poder masticar bien.  Hace dos millones de años, con el surgimiento del Homo Sapiens, los tamaños de las muelas empezaron a depender del tamaño total de la dentadura. La modernidad evolutiva hizo que se redujera el tamaño de nuestros dientes y esto causó una reducción de la muela del juicio, que solía ser mucho más grande. 

¿Por qué algunas personas nunca tendrán estas muelas?

Las muelas del juicio están en un proceso de desaparición genética evolutiva, debido al cambio de hábitos alimenticios del ser humano. Estos cambios han hecho que el espacio mandibular se haya hecho más pequeño y por este motivo, a algunas personas no les salen. Otras, las tienen pero no pueden salir por el poco espacio mandibular que hay.

¿Por qué se las sacan a algunas personas?

Parece que todo se reduce al espacio en nuestra boca y mandíbula: a veces, esta falta de espacio ocasiona infecciones por alimentos almacenados en la encía, por ejemplo, y eso obliga a la extracción de la muela del juicio. Otras veces se ha producido una caries debido a la dificultad de no poderlas cepillar correctamente. 

¿Por qué a veces se sacan todas o sólo algunas, de qué depende?

De si pueden causar o causan infección, caries, dolor o necesidad ortodóntica (es decir, por una cuestión de posicionamiento de los demás dientes). Si todo esto no tiene por qué pasar, siempre es preferible evitar la extracción. 

¿Qué tipos de intervenciones hay para sacar las muelas del juicio?

Existen dos tipus de intervenciones: la primera sería la extracción quirúrgica, en la cual se abre la encía para limar el hueso y poder sacarla. La extracción simple, en cambio, es cuando la corona de la muela está visible y por lo tanto se puede extraer con unos forceps (instrumento quirúrgico).

¿Es dolorosa la extracción de las muelas del juicio?

La extracción de la muela del juicio es indolora, no duele, gracias a los efectos de la anestesia. El post operatorio dependerá de las dificultades de la cirugía, del tiempo que ha durado, o de si había una infección asociada.

Síntomas que pueden indicar un problema con las muelas del juicio

¿Cómo saber si te están saliendo las muelas del juicio? Si tu boca tiene suficientemente espacio para que te salgan, no notarás más que las sensaciones típicas de cuando nos sale un diente: dolor e inflamación en las encías en el fondo de la boca. Por el contrario, si la falta de espacio está afectando la aparición de las muelas del juicio y éstas crecen mal o de forma torcida (muelas del juicio impactadas), debes prestar atención a si sufres: dolor muy severo, dolor de cabeza, inflamación severa que se ve incluso en la mejilla, infección, mal aliento e incluso aparición de pus.

Tu dentista en Terrassa

Si notas estos síntomas, llama immediatamente a tu dentista de confianza. Y si vives en Terrassa y alrededores, entonces te invitamos a llamar a Clínica Dental Galileu, tu dentista en Terrassa.  Un gran equipo humano de especialistas liderado por el dr. Arnau Pedrós.

 

Hello world!

Welcome to WordPress. This is your first post. Edit or delete it, then start writing!